Nodos de la red Lightning de Bitcoin ahora podrán ayudar con «pagos trampolín»


ACINQ, empresa tras el desarrollo de los monederos Phoenix y Eclair, está promoviendo el uso de los «pagos trampolín» desde la lista de correo de los desarrolladores de Lightning de Bitcoin. Según detalles de la empresa, todos los nodos de la red podrían funcionar como intermediadores en este servicio de pago.

El correo que aprueba la difusión de los pagos trampolín para Lightning Network de Bitcoin se encuentra publicado en lista de la Fundación Linux. Según se detalla tanto en el correo como en una publicación de ACINQ, la empresa ha planteado la creación de una red de nodos «trampolín» que simplifique los pagos para usuarios que utilizan la red de pagos en su día a día.

Para entender las repercusiones de esta propuesta hay que entender que los pagos trampolín hacen posible que un usuario de Lightning realice pagos sin necesidad de sincronizarse completamente con la red. Por ejemplo, si una persona desea pagar un café con Lightning de la forma tradicional, deberá primero sincronizar su monedero a la red y luego encontrar una ruta de pago fácil que lo lleve al nodo de la cafetería.

Cada uno de estos pasos consumen ancho de banda, agotan la batería del teléfono y llevan tiempo en realizarse. Debido a ello, los pagos con bitcoin a través de Lightning se vuelven engorrosos y muy lentos para ser utilizados en una compra diaria. Por ello, ACINQ por medio del monedero Phoenix introdujo los pagos trampolín en el año 2019.

Estos no necesitan que el monedero del usuario se sincronice con todos los nodos de la red antes de enrutar una transacción. A diferencia, con sólo localizar aquellos nodos que estén cercanos entre sí, o los nodos remotos que funcionan como «trampolines», es posible que un tercero calcule la ruta más adecuada para el pago del cliente.

Una idea de pagos brillante para Lightning, pero centralizada

El servicio de los pagos trampolín estaba siendo llevado a cabo única y exclusivamente por el nodo principal de ACINQ. Tal y como ha explicado CriptoNoticias, el monedero revisa automáticamente los canales del usuario, divide el pago a enviar y lo transfiere al nodo central, el cual se encarga de calcular la ruta para que llegue dicho dinero al destinario final.

Es decir, al igual que un «trampolín», el nodo se encarga de impulsar el pago de un cliente en la ruta más adecuada para que dicha transacción llegue de forma instantánea. De esta manera, un usuario se ahorra varios pasos a la hora de transferir bitcoins en la red Lightning y se disminuye considerablemente el tiempo que dura realizando esta acción.

ACINQ plantea crear una red con nodos trampolines, quienes podrían ayudar a enrutar transacciones a los usuarios y cobrar por su servicio. Fuente: ACINQ.

Aunque la función simplifica enormemente la interacción del usuario con la red Lightning de Bitcoin, la realidad es que este modelo centralizaba las transacciones, ya que el nodo de ACINQ funciona como una especie de custodio que conoce el origen y destino de todos los pagos. En una red que ha sido ampliamente escrutada en cuanto a niveles de descentralización, las aplicaciones de la red de pagos de Bitcoin están cada día más enfocadas en promover una mayor participación entre los usuarios y distribución de funciones.

La apertura de los pagos trampolín para todo público solventaría este problema, ya que no se trataría de un solo nodo central que opera como intermediario sino de una red de nodos capaces de enrutar las transacciones de los usuarios. Según el comunicado de la empresa ACINQ, los propietarios de nodos estarían interesados en colaborar en este proyecto no sólo por el crecimiento de la red, sino también porque podría ganar dinero extra llevando a cabo estas funciones.

Los pagos trampolín pueden ser hasta 10 veces más caros que una transacción normal de Phoenix. La empresa explica que los nodos cobran aproximadamente 1 satoshi, más el 0,01% del monto total enviado, para enrutar transacciones de terceros. Sin embargo, con esta nueva metodología se suma también el trabajo extra de tener que calcular una ruta satisfactoria para que el pago del usuario llegue lo más pronto posible con el menor costo. En este sentido, el servicio adicional también es cobrado por los nodos.

Aunque ACINQ no específica cuánto podría ser la tarifa promedio que podría cobrar un nodo trampolín en la red de Lightning —ya que son cálculos que pueden variar a diario—, si señalan que este incentivo podría motivar la adopción de esta nueva metodología. Debido a ello, han dispuesto en una entrada de GitHub todas las especificaciones técnicas para que los nodos implementen este servicio a su funcionamiento.



Source link

Leave a Reply